‘No hay futuro’ bajo el dominio ruso, dicen los tártaros de Crimea

‘No hay futuro’ bajo el dominio ruso, dicen los tártaros de Crimea

Un año después de la anexión por parte de Rusia de la región ucraniana, los tártaros de Crimea se pronuncian acerca de la vida en ese territorio del Mar Negro.

Crimea — que fue un destino turístico bajo el dominio ucraniano — decidió unilateralmente sumarse a la Federación Rusa en el referendo de marzo del 2014, condenado por la comunidad internacional y el gobierno ucraniano. Moscú respaldó la votación, llamándola legítima y en línea con los estándares internacionales. La mayoría de los tártaros de Crimea – nativos de la península del Mar Negro – boicoteó el referendo.

De acuerdo con el Ministerio de Relaciones Exteriores de Turquía, hay 280.000 tártaros de Crimea en la región, lo cual constituye cerca del 13 por ciento de la población total. Luego de la anexión, tanto los EE.UU. como la UE impusieron sanciones para impedirle a empresas que operen o inviertan en el territorio. Desde el 20 de diciembre del año pasado, las compañías de la UE ya no compran bienes raíces ni financian compañías en Crimea.

Los tártaros de Crimea dicen que Ucrania estaba tratando de resolver los problemas sociales en Crimea y específicamente los de su apreciable minoría – los tártaros de Crimea, pero bajo dominio ruso la política ha cambiado. De acuerdo con el Observatorio de los Derechos Humanos, hay por lo menos 15 casos, en los cuales se ha hecho desaparecer por las fuerza a tártaros de Crimea o activistas pro-ucranianos; ellos fueron secuestrados o están perdidos en Crimea desde marzo del 2014.

Seis fueron posteriormente; dos de aquellos que fueron hechos desaparecer por la fuerza, fueron luego encontrados muertos. El Observatorio de Derechos Humanos, informó que la cantidad real de desapariciones forzadas parece ser mayor. Desde que Rusia anexó el territorio, los tártaros de Crimea supuestamente han sufrido discriminación y presiones, por su oposición al nuevo régimen.

Un informe de 36 páginas, emitido el año pasado por la misión de monitoreo de los Derechos Humanos de la ONU, documentó una cantidad de problemas  relacionados con los tártaros de Crimea y otras minorías, luego de la anexión. Estos incluyeron temas de ciudadanía, libre desplazamiento de los líderes tártaros y descripciones de acoso físico.

Luego de la anexión, el Mejlis, de los tártaros de Crimea, el más alto cuerpo ejecutivo del pueblo tártaro en Crimea, fue clausurado y todo el equipamiento y dinero del Mejlis fue confiscado. A los líderes de los tártaros de Crimea, Mustafa Abduldzhemil Dzhemilev y Refat Chubarov se les prohibió ingresar al territorio por espacio de cinco años.

Ahtem Ciygoz, el vice jefe del Mejlis de los tártaros de Crimea, fue también detenido por el Comité Federal de Investigaciones ruso, bajo sospecha de organizar “desorden masivo”. El informe de la ONU también habla acerca del miedo a las persecuciones religiosas de aquellos que sean practicantes musulmanes. En 1944 toda la población de los tártaros de Crimea fue exiliada forzosamente a Asia Central por el gobierno soviético de Stalin, al haber sido acusada de colaborar con la Alemania nazi. Aproximadamente la mitad de ellos murieron de hambre y enfermedades en los primeros años de la deportación.

El presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, dijo el mes pasado en una declaración, que “ellos van a recuperar el control sobre el territorio temporalmente ocupado”. Y agregó: “Los hechos del 23 de febrero del 2014 y el referendo sobre la unión de Crimea con Rusia, fueron un acto cínico que apuntaba a capturar Crimea – una parte  integral del estado ucraniano”.

Sin embargo, el Ministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergei Lavrov, desestima las críticas contra la política de Rusia con respecto a Ucrania y la anexión de Crimea, diciendo que no fue una violación de la ley internacional. “Lo que pasó en Crimea fue el el ejercicio del derecho a la auto-determinación. Es parte de la Carta de la ONU” dijo el mes pasado durante la Conferencia de Seguridad de Munich.

A pesar de todo, la comunidad étnica tártara no ha abandonado la esperanza.

One Response to "‘No hay futuro’ bajo el dominio ruso, dicen los tártaros de Crimea"

  1. Avatar
    percy  03/11/2015 at 10:17 pm

    Pobrecitos los tartaros que no apoyan al nuevo regimen. Como sufren discriminaciones. Hay que denunciar a los opresores. Pero a esos malditos de los habitantes del donbass que se oponen al régimen de kiev hay que meter les bala y matarlos

    Reply

Deja un comentario

Su correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.