La RDPC dispara unos cien proyectiles hacia las aguas orientales desde su frontera terrestre

La RDPC dispara unos cien proyectiles hacia las aguas orientales desde su frontera terrestre

De acuerdo de Xinhua, el lunes pasado la República Democrática Popular de Corea (RDPC) disparó un centenar de descargas de proyectiles de artillería hacia las aguas orientales desde una región que está justo al norte de la línea demarcatoria militar, dijeron funcionarios de las fuerzas armadas de Corea del Sur.

Un funcionario del ministerio de Defensa dijo por teléfono a Xinhua que la RDPC lanzó proyectiles de artillería desde el área ubicada a unos centenares de metros al norte de la Zona Demilitarizada en Goseong, una ciudad fronteriza de Corea del Sur, a unos 220 kilómetros al noreste de Seúl.

Los proyectiles, que fueron disparados a las 11:53 de la mañana hacia las aguas del noreste, hicieron impacto en el agua entre 1 y 8 kilómetros al norte de la Línea del Límite Norte, la frontera marítima disputada en el Mar del Este.

Otro funcionario del Estado Mayor Conjunto dijo que fueron lanzadas unas 100 descargas, pero él hizo notar que la cantidad exacta todavía tiene que ser confirmada, ya que se cree que el ejercicio de fuego todavía sigue en curso.

El funcionario dijo que el ejército de Corea del Sur reforzó la vigilancia y la disposición para defensa, en prevención de qué se produzcan descargas adicionales.

Se cree que los proyectiles fueron disparados de lanzadores de cohetes múltiples calibre 122, con un alcance de 10 a 20 kilómetros.

Fue la decimoquinta vez que la RDPC lanza misiles o proyectiles de artillería en lo que va del año. La RDPC lanzó más de 90 misiles y proyectiles de corto y mediano alcance desde el 21 de febrero.

Fue inusual que la RDPC realizara ejercicios de fuego justo al norte de la línea de demarcación militar en la costa oriental.

Recientemente Pyongyang hizo escalar las tensiones en la península de Corea, al disparar misiles y proyectiles cinco veces en menos de tres semanas.

El 13 de junio la RDPC disparó dos misiles balísticos de corto alcance, presumiblemente Scud, hacia las aguas orientales desde el área norteña de su ciudad fronteriza sureña de Kaesong, a unos 20 kilómetros al norte de la línea de demarcación militar. Los misiles volaron por espacio de unos 500 kilómetros.

Asimismo el 9 de julio la RDPC disparó dos misiles de corto alcance, presumiblemente también Scud, desde un sitio en la provincia de Hwanghae, a unos 40 kilómetros al norte de la línea de demarcación militar, en dirección noreste hacia las aguas orientales. La RDPC lanzó dos misiles Scud, que volaron 500 kilómetros hacia sus aguas orientales el 29 de junio, luego de disparar tres proyectiles KN-09, con un alcance de 190 kilómetros, el 26 de junio.

Una fuente gubernamental de Corea del Sur fue citada por los medios locales, diciendo que Corea del Sur y los Estados Unidos van a presentar el tema de los recientes lanzamientos de misiles por parte de la RDPC en el Consejo de Seguridad de la ONU.

Los lanzamientos se produjeron antes de un ejercicio naval conjunto que va involucrar al portaaviones de los EE.UU.  USS George Washington y a buques de guerra surcoreanos en aguas sureñas y sudoccidentales de la península de Corea, del 16 al 21 de julio.

Luego del ejercicio de entrenamiento que durará seis días, Corea del Sur, los Estados Unidos y Japón van a realizar un ejercicio naval conjunto, llamado Ejercicio de Búsqueda y Rescate, o SAREX, del 21 al 22 de julio, en aguas internacionales al sur de la sureña isla turística surcoreana de Jeju.

El ejercicio va a movilizar al USS George Washington, a tres buques y un portaaviones de los Estados Unidos, dos buques y un portaaviones de Corea del Sur y un buque y un portaaviones de Japón.

Se temía que las tensiones escalarán aún más en la península de Corea. El 1 de julio Corea del Sur rechazó una propuesta de la RDPC de detener todas las hostilidades militares, un día después de que Pyongyang exhortara a Seúl que cancele los ejercicios militares de este año, llamados Guardián de la Libertad Ulchi, entre Seúl y Washington, programados para agosto.

El 7 de julio, la RDPC propuso poner fin a la hostilidad abierta y a la confrontación entre las dos Coreas, pidiendo que Corea del Sur detenga todo tipo de ejercicios militares contra la RDPC, que planea llevar a delante con “gente de afuera”.

Más tarde ese mismo día Corea del Sur respondió a esa propuesta, diciendo que la RDPC debe poner fin a sus absurdas aseveraciones de que su programa de armas nucleares va a garantizar la paz y la prosperidad de la península de Corea, rechazando de esta manera la propuesta una vez más.

Como parte de un gesto conciliador, la RDPC dijo que enviará a unos 150 atletas y un contingente grande de simpatizantes a los venideros Juegos Asiáticos, que tendrán lugar en la ciudad portuaria occidental surcoreana de Incheon, del 19 de septiembre al 4 de octubre.

Las dos Coreas acordaron mantener conversaciones de trabajo sobre la participación de la RDPC en la Asiad el 17 de julio.

Durante las conversaciones se espera que ambas partes analicen diversos temas que incluirán de qué manera la delegación deportiva de la RDPC y sus simpatizantes se trasladarán a Incheon, cuánto tendrá que pagar Corea del Sur por su estadía, y si las dos Coreas marcharán juntas en la ceremonia de inauguración o alentarán juntas en el evento multideportivo.

Deja un comentario

Su correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.