Irán y Estados Unidos mantienen negociaciones nucleares en Ginebra

Irán y Estados Unidos mantienen negociaciones nucleares en Ginebra

Hasta el momento, no se revelaron los detalles de las negociaciones bilaterales mantenidas el jueves entre Irán y Estados Unidos respecto del programa nuclear de Teherán.

De acuerdo con el anuncio del Departamento de Estado de los Estados Unidos, la delegación de negociación estadounidense, liderada por el vicesecretario de Estado, Bill Burns, y la subsecretaria de Estado, Wendy Sherman, se reunió con los funcionarios iraníes el jueves para reanudar aquí las negociaciones sobre el programa nuclear de Irán.

Según los medios iraníes, los viceministros de relaciones exteriores de Irán, Majid Takht-e Ravanchi y Abbas Araqchi, representaron a Irán en la mesa de negociaciones, donde también participaron expertos de ambos países.

Se informó que estas negociaciones constituyen un primer contacto entre ambas partes desde el P5+1, compuesto por Estados Unidos, China, Francia, Rusia, Reino Unido y Alemania. Irán no logró cumplir con la fecha límite para alcanzar un acuerdo integral para el 20 de julio, aunque acordó prolongar las negociaciones hasta el 24 de noviembre.

Ni la misión de Estados Unidos ni la misión de Irán presentes aquí en Ginebra están en posición de confirmar la información sobre las negociaciones.

De acuerdo con la agencia de noticias del estado de Irán, IRNA, un miembro del equipo de negociaciones nucleares de Irán, a quien no pueden nombrar, contó a IRNA lo siguiente: “las negociaciones apuntan a continuar las consultas sobre las disputas y analizar formas de acercar las posturas de ambas partes”.

Estados Unidos y sus aliados acusan a Irán de desarrollar armas nucleares, pero Teherán insiste en que sus programas nucleares son exclusivamente para fines civiles.

Según un acuerdo provisional establecido entre Irán y el P5+1, que entró en vigencia el 20 de enero, Irán debía suspender algunas de las actividades nucleares estratégicas a cambio de recibir un atenuante restringido de las sanciones y ambas partes debían negociar un acuerdo integral en los siguientes seis meses.

Tras seis meses de negociaciones, el 19 de julio, Irán y los seis poderes mundiales acordaron prolongar las negociaciones hasta el 24 de noviembre debido a los continuos desacuerdos respecto de la capacidad de enriquecimiento de uranio de Teherán, el reactor de agua pesada en Arak y las sanciones impuestas tras las negociaciones durante 16 días en Viena.

Deja un comentario

Su correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.