Vigésimo octava ronda de las conversaciones de Ginebra

Vigésimo octava ronda de las conversaciones de Ginebra

Representantes de Sokhumi y Tskhinvali, apoyados por el negociador ruso, exigieron retirar el tema de las personas desplazadas y los refugiados de la agenda de la vigésimo octava ronda de Ginebra, que tuvo lugar el 18 de junio. Las conversaciones fueron interrumpidas cuando participantes de las separatistas Abjasia y Osetia del Sur abandonaron uno de los grupos de trabajo. Hubo varios casos de abandonos durante las conversaciones de Ginebra desde que estas fueron lanzadas en el 2008, luego de la guerra de agosto.

Las conversaciones de Ginebra, co-presididas por representantes de la UE, la OSCE y la ONU, se llevan a cabo en dos grupos de trabajo. Participantes de Georgia, Rusia y los EE.UU., así como de las separatistas Abjasia y Osetia del Sur están discutiendo temas relacionados con la seguridad en el primero de los grupos de trabajo, y temas humanitarios, incluyendo los relacionados con personas desplazadas, en el segundo grupo de trabajo. En el grupo de trabajo dos, participantes de Sokhumi y Tskhinvali dijeron que no ven el sentido de discutir temas relacionados con los refugiados en el marco de las conversaciones de Ginebra, mientras Tiflís siga “politizando” el tema, al impulsar año tras año, en la Asamblea General de la ONU, una resolución que insta al retorno de las personas desplazadas internamente.

La posición inveterada de Moscú sobre este tema, es que dilatar esa resolución en la Asamblea General de la ONU todos los años, subvierte la discusión del tema de los refugiados y personas desplazadas en las deliberaciones internacionales de Ginebra. El Ministerio de Relaciones Exteriores ruso dijo el 18 de junio en una declaración, que su negociador en las conversaciones de Ginebra, el vice ministro de Relaciones Exteriores, Grigory Karasin, estuvo de acuerdo con los representantes de Sokhumi y Tskhinvali en la necesidad de eliminar de la agenda el tema relacionado con los refugiados.

Los co-presidentes de las conversaciones de la UE, la ONU y la OSCE han expresado su pesar por la interrupción en el grupo de trabajo dos “debido a los desacuerdos entre los participantes sobre ciertos puntos de la agenda”. Los co-presidentes dijeron en una declaración, que los temas debatidos en el grupo de trabajo dos son “puramente humanitarios y no tenían que haber sido politizados”.

“Los temas humanitarios fueron parte del mandato de las Discusiones Internacionales de Ginebra. Por lo tanto, el fracaso en tratarlos fue un hecho preocupante” dijeron los co-presidentes, agregando que ellos continuarán las consultas con todos los participantes, para encontrar soluciones mutuamente aceptables. El vice ministro de Relaciones Exteriores de Georgia, Davit Zalkaliani, dijo que luego de negarse a participar constructivamente en las discusiones, los participantes de Moscú, Sokhumi y Tskhinvali se fueron y “trataron de sumarse” al grupo de trabajo uno, que se ocupa de temas relacionados con la seguridad. Tiflís siempre se había opuesto fuertemente a cualquier cambio en el formato ya establecido y al marco de las discusiones en dos grupos de trabajo.

“Nosotros estamos agradecidos a los co-presidentes por su firme y clara posición de mantener en su formato y agenda las discusiones internacionales de Ginebra” dijo el negociador en jefe georgiano. Los EE.UU., cuyo representante también participa de las conversaciones de Ginebra, dijo en una declaración que “la decisión de los participantes de Osetia del Sur y Abjasia de interrumpir su participación en el grupo de trabajo sobre asuntos humanitarios…dañaba los esfuerzos por resolver estos temas a través del diálogo, y llevó a esta ronda de discusiones a un final abrupto”.

La próxima ronda de conversaciones está programada para el 7 y 8 de octubre.

Deja un comentario

Su correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.